sábado, 10 de octubre de 2009

No puede ser...

Subí a un colectivo, y cuando estaba pagando mi pasaje, el chofer frena de golpe y me lastimo las costillas...
El chofer me dice: Disculpame, te lastimé?
Le digo: Si, las costillas...
El chofer: Disculpame, la gente no mira para cruzar la calle...
Y fue la primera vez que un chofer era sincero... e inocente...

2 comentarios:

Vir dijo...

todavía hay gente amable, aunque a pesar de todo vos te lastimaste las costillas

Abriles dijo...

uhh!!
esas cosas nunca me pasan a mi!!
bueno lo de lastimarse sí