jueves, 28 de julio de 2011

Sobre la muerte

Hablando con mucha gente, llegué a la conclusión de que, hay personas que pierden a sus seres queridos de manera inadvertida, que se van sin sufrir, lo cual lleva al familiar a lamentarse de "no me haberse despedido o de no haber aprovechado el tiempo". Y a los que pierden a sus familiares, luego de una larga agonía, pueden decir (en algunos casos) que si pudieron despedirse, y tal vez tomarse el tiempo de grabar en su mente, lo segundos que quedan.

La muerte puede ser vista desde varias perspectivas: Como un consuelo luego de un largo sufrimiento, o como un arrebato en un momento inesperado.

Lo único que rescato, es todos nos morimos y venimos al mundo para cumplir una misión. No en ese orden, claro está. Tal vez nos pasemos buscando toda la vida la razón, pero la vida dentro de este cuerpo y en este tiempo debe ser aprovechada. La vida de los que están con nosotros también.

Uno debe tener a la muerte no como un reloj a contratiempo, ni como a una enemiga, uno debe tener a la muerte como una mensajero, debemos aprender a ser mejores personas a través de ella. Y no quedarnos en el lamento.

Una vez que llega, debemos saber dar un paso siempre al frente, porque estamos para aprender, y ser mejores de lo que somos hoy. Aprendí a aceptar a la muerte antes que llegue, aprendí de ella.

Apasiónense, amen, lloren de emoción, disfruten de los placeres, contemplen los lunares y las pecas de sus rostros, besen sus arrugas, cuenten sus canas, arañen espaldas con las uñas largas. Besen con lengua, rían fuerte, hagan cosas de las que no se arrepientan, persigan a un arco iris, bailen bajo la lluvia, conversen con el atardecer, confiesen su amor a la luna, compartan amaneceres, enójense poco, perdonen mucho, disfruten de la vida, porque cuando ya no queda nada de ella, nada se puede hacer.

Coman mandarinas bajo el sol del invierno y acuéstense a la orilla de un arroyo para dejarse llevar por su murmullo.

La vida es una sola, en este cuerpo y en este tiempo.

4 comentarios:

Lolita Am dijo...

Que lindo lo que escribiste Ana.. tiene mucha verdad
gracias por hacerme verlo de esta manera la muerte.
besos

Paola dijo...

Gracias por el recordatorio, al vivir la difícil experiencia de perder a aluien muy querido, después de unos cuantos, varios años el recuerdo no se va pero si esa urgencia de aprovechar el "ahora" por eso repito Gracias por el recordatorio! abrazo electronico pero igual cariñoso ;)

MarinaCanta dijo...

Cuánta verdad dicha en forma tan sencilla y con pocas palabras!!

Cr!st! dijo...

Hola..me encantó el texto! Sólo quien ya pasó por eso sabe lo difícil que es dar un paso en frente y aprender de ello.. bello!